Santa Cruz de la Sierra

Francia desbarata el complot de la «novia de la Yihad»

Información adicional

  • Gold: tbg-gold

Sarah, 16 años, estaba dispuesta a marcharse a vivir a Siria. La Policía había detectado sus intenciones en las redes sociales, especialmente a través del uso de la aplicación de mensajería codificada Telegram. Antes, proyectaba casarse con Thomas, de 21 años, y después de la boda, éste debía cometer un atentado en Francia. Estos son los proyectos de la joven truncados ayer por las Fuerzas de Seguridad. Sarah, Thomas y otro hombre de 33 años –que ejercía como tutor de la pareja y tenía contactos en Siria– fueron detenidos en Montpellier, Clapiers y Marseillan por los agentes de la Subdirección Antiterrorista (SDAT) y la Brigada de Intervención de la Policía (RAID) como sospechosos de preparar «un ataque inminente» en Francia. Otro joven, de 27 años, también fue arrestado en el marco de la misma operación antiterrorista.

La historia de Sarah se asemeja a la de Hayat Boumeddiene, la pareja y cómplice del autor del atentado del Hyper Cacher en 2015. Hayat dejó París rumbo a Siria, a través de Madrid y Estambul el 1 de enero de 2015, y el 8 de enero, su compañero, Amedy Coulibaly, atacaba un supermercado, matando a cuatro personas y manteniendo al resto secuestradas. Todo ello en coordinación con los autores del atentado contra «Charlie Hebdo». Hayat, que sigue viviendo en Siria, participó en la preparación de los atentados. En esta ocasión, los presuntos terroristas no han podido pasar a la acción, pero Sarah habría jugado un papel central. Según BFMTV, era «el motor de este proyecto de atentado».

Con sólo 16 años, había decidido casarse religiosamente y marcharse a Siria donde debía ser acogida como la viuda de un mártir porque, entre tanto, Thomas, debía haber pasado a la acción. La joven grabó el viernes un vídeo prestando obediencia al Estado Islámico. En el apartamento que ocupaba Thomas, la Policía descubrió diversos productos que permiten la fabricación de explosivos, acetona, agua oxigenada, ácido sulfúrico, jeringuillas y guantes de protección, así como 71 gramos de TATP, un explosivo de fabricación artesanal, muy inestable, y utilizado en otras ocasiones por los yihadistas, como en el atentado contra el aeropuerto de Bruselas en marzo del año pasado.

El dueño del apartamento manifestaba ayer su perplejidad ante los medios: «Quise echarle una mano y se ha servido de mí para hacer atentados». Explicó que, su hermana Myriam, que trabaja limpiando la mezquita, conocía a Sarah y le había pedido que prestara unos días su piso a Thomas. El joven había abandonado la casa de sus padres, que viven en el norte de Francia porque éstos no aceptaban su conversión al islam, y había estado viviendo en los sótanos del edificio donde vive la familia de Sarah, que tampoco estaba dispuesta a aceptar la relación entre los dos jóvenes. Según Myriam, la madre de Sarah es de origen griego y el padre francés, y desde que se había convertido al islam llevaba siempre un velo negro. Juntas limpiaban la mezquita y la joven era «muy amable y piadosa», pero «no parecía escuchar, tenía sus propias ideas».

El ministro del Interior, Bruno Le Roux, confirmó ayer que la Policía había desbaratado los planes de un «proyecto de atentado inminente», después de dos semanas de investigación. Su antecesor en el cargo y hoy «premier», Bernard Cazeneuve recordó que Francia está «frente a una amenaza terrorista extremadamente elevada».

Redacción: Leo.com.bo
Fuente: larazon.es

 

Visto 325 veces

Últimas Noticias

Prev Next

Una calle de Barbados llevará el nombre …

Una calle de Barbados llevará el nombre de Rihanna

Residentes de Westbury New Road en el área de St Michael, la calle de la...

Bella Thorne calienta una vez más las re…

Bella Thorne calienta una vez más las redes sociales

La sensualidad de Bella Thorne es algo inigualable, la nueva chica mala de las pantallas...

Beyoncé mostró su cuerpazo una vez más e…

Beyoncé mostró su cuerpazo una vez más en Instagram

Hace solo algunos meses Beyoncé tuvo a sus mellizos Sir y Rumi Carter, pero ahora...