Santa Cruz de la Sierra

El sobrepeso en nuestros hijos

Hay que enseñar a los niños a comer verduras, ensaladas y frutas desde muy temprana edad. Hay que enseñar a los niños a comer verduras, ensaladas y frutas desde muy temprana edad. foto: Referencial

Información adicional

  • Sienna: tbg-sienna

Diariamente me siento a hablar con padres que están preocupados por lo que su hijo/a no está comiendo. Pero al chequear el peso del niño/a nos damos cuenta de que está sobre el peso.

Entonces viene la siguiente y más frecuente afirmación:

“Pero no sé cómo está mi hijo/a en sobrepeso si NO comen nada”

Muchas veces, no nos damos cuenta de que la alimentación que estamos buscando para nuestros hijos es muy rica en calorías, como son los alimentos ricos en carbohidratos y grasa. Esta acumulación de calorías, asociada a la baja actividad física a la que están destinados nuestros hijos hacen que su peso esté por encima de lo aceptado como peso promedio para su edad en la Academia Americana de Pediatría.

La llamada “comida rápida” la cual es muy rica en sabor y en calorías, no sólo es muy rica en calorías, es muy rica en azúcares como en los dulces, jugos y bebidas gaseosas.

¿Por qué? Comencemos por concientizarnos de cómo somos nosotros. Tenemos que enseñarles a nuestros hijos a comer  verduras, ensaladas y frutas desde muy temprana edad y que eso sea el plato principal en nuestro hogar. Aprender a eliminar la ‘comida rápida’ y sobre todo debemos enseñarle a nuestros hijos la importancia de tomar agua.

Es muy importante saber que los niños que tienen sobrepeso están en riesgo de:

    1) Roncar por las noches y tener problemas con el sueño: esto es por lo que las obstruye las vías aéreas y no se puede oxidar la sangre del cuerpo. Esto se llama apnea del sueño

    2) Sufrir del hígado.

    3) Sufrir de presión sanguínea alta.

    4) Sufrir de dolores de la espalda y de las piernas.

Consejos para mantener un peso saludable:

    1) Hable con su pediatra y pregunte cuál debería ser el peso ideal que su hijo debería tener.

    2) Reduzca las bebidas azucaradas como jugos y refrescos y beba agua en su lugar.

    3) Reduzca la cantidad de carbohidratos que come en el día.

    4) Desayune todos los días: para comenzar el día con mucha energía.

    5) No comer a altas horas de la noche.

    6) 30 minutos de actividad física todos los días: esto puede incluir caminar durante 30 minutos por el vecindario.

Comience a una edad temprana para enseñar a sus hijos la importancia de cuidar lo que comen, ya que puede tener consecuencias en el futuro en su salud.

Redacción: Leo.com                                          

Fuente: Isalud.com

Visto 298 veces

Últimas Noticias

Prev Next

Alter Ego (III)

La misteriosa y densísima bruma de la zona del Club de Tenis Santa Cruz ahora...

Historia repetida

Los que protegemos el medio ambiente, y con seguridad que somos la mayoría, empezamos a...

Cumbre en La Habana Foro de Sao Paulo ap…

El XXIV Foro de Sao Paulo aprobó pleno respaldo a la demanda marítima de Bolivia...