Santa Cruz de la Sierra

Colombia, Vargas Llosa y la violencia

Información adicional

  • DodgerBlue: tbg-dodgerblue

Demostrando que los años lejos de tornarlo más sabio han potenciado su obsecación y su fanatismo, Vargas Llosa declaró hace un par de días en Madrid que la elección de Gustavo Petro en los próximos comicios presidenciales de Colombia sería un grosero error. Según el novelista peruano Petro es “un candidato muy peligroso que puede empujar a Colombia cada vez más hacia soluciones de tipo colectivista y estatista, es decir, a un populismo”. Por supuesto, se trata de opiniones que carecen de fundamento. A esta altura de su vida Vargas Llosa no se preocupa por estudiar seriamente los temas sobre los cuales opina sino que emite despreocupadamente sus “ocurrencias”, productos cerebrales que no deben confundirse con las ideas, que son expresión de un razonamiento complejo por completo ausente en aquéllas. Quien quiera ver un completo catálogo de sus “ocurrencias” no tiene más que leer su último libro, La Llamada de la Tribu, para comprobarlo.

En el caso que nos ocupa no sólo el Nobel peruano no se tomó la molestia de estudiar la propuesta de Petro y de Colombia Humana, la coalición política que lo apoya, sino que además se permitió incurrir en un dislate mayúsculo al afirmar que Colombia “es una democracia que funciona; las instituciones en Colombia funcionan, hay una tradición institucional.” Una democracia que estuvo en guerra durante más de cincuenta años y que por la presión de una parte del Congreso y el Poder Judicial ha incumplido y saboteado sistemáticamente el proceso de paz. Recordar también que, cuando consultada, la población rechazó los acuerdos de paz entre el gobierno y la guerrilla (50.2 % por el no, 49.8 % por el sí) y los medios de comunicación tuvieron mucho que ver con tan lamentable resultado que mostró, además, la profunda fractura que divide a la sociedad colombiana. Una democracia que, según cifras oficiales “desde el momento de la dejación de armas en junio de 2017, han sido asesinados 85 ex combatientes o sus familiares … y entre comienzos del año pasado y lo corrido de este, la violencia homicida ha recaído sobre 260 `líderes sociales’, entre los cuales cuentan parte de los 166 de Marcha Patriótica asesinados entre el 2011 y 2018”. Seguramente cuando Vargas Llosa habla de “tradición institucional” estará pensando en la que instituyó el padrino del candidato que goza de su favor, Iván Duque. Hablamos, claro está, del narcopolítico Álvaro Uribe Vélez, denunciado como tal por el FBI y la DEA en 1991. Continuará. 

Visto 177 veces

Últimas Noticias

Prev Next

A fin de agosto se conocerá la certifica…

A fin de agosto se conocerá la certificación de las reservas de gas

El viceministro de Planificación y Desarrollo Hidrocarburífero, Carlos Quispe Luna, informó el martes que a...

Empresas estatales suman deuda de Bs710 …

Empresas estatales suman deuda de Bs710 millones por impuestos

La deuda global de empresas estatales por impuestos llega a 710 millones de bolivianos, de...

Tres postulantes para la Fiscalía Genera…

Tres postulantes para la Fiscalía General del Estado

Solo tres personas se presentaron a la convocatoria de Fiscal General del Estado hasta este...