Santa Cruz de la Sierra
28 Septiembre 2015

El papa Francisco participó ayer en el Encuentro Mundial de las Familias de Filadelfia y por un momento dejó de lado el discurso que había preparado para contar una anécdota sobre una pregunta que una vez le realizó un menor y que, según el pontífice, no fue fácil de responder.

En su discurso improvisado, Francisco contó que años atrás la curiosidad de ese joven por saber “¿qué hacía Dios antes de crear el mundo?” lo puso en un aprieto.

“Una vez, un chico me preguntó -ustedes saben que los chicos preguntan cosas difíciles- me preguntó: ‘Padre, ¿qué hacía Dios antes de crear el mundo?’”, expresó Francisco.

Los atentos al evento en Filadelfia escucharon lo impensable. “Les aseguro que me costó contestar, y le dije lo que les digo ahora a ustedes: antes de crear el mundo, Dios amaba, porque Dios es Amor. Era un hombre tan grande y desbordante de amor que no podía ser egoísta, tenía que salir de sí mismo para tener a quién amar fuera de sí mismo y ahí Dios creó al mundo. Ahí Dios hizo esta maravilla en la que vivimos y, como estamos un poquito mareados, la estamos destruyendo”, afirmó en referencia a las crisis mundiales que criticó con un discurso filosófico en sus presentaciones.

El pontífice agregó que “todo el amor que hizo en esa creación maravillosa se la entregó a una familia”.

"Padre, usted habla así porque es soltero", se rió de sí mismo.

"Es verdad. A veces en la familia vuelan los platos. A veces los hijos traen dolores de cabeza. Y no voy a hablar de las suegras", continuó, provocando un estallido de risas entre las decenas de miles de personas.

El Encuentro Mundial de las Familias fue el evento final de su jornada y tuvo como presentador al actor estadounidense Mark Walhberg. Además, incluyó espectáculos musicales como el cantante colombiano Juanes y Aretha Franklin.

Redacción: Leo.bo

Fuente: EFE

04 Septiembre 2015

La Policía chilena encontró a un niño de dos años totalmente desnutrido mamando leche directamente de una perra en el interior de un taller mecánico en la ciudad de Arica, a 2.050 kilómetros al norte de Santiago.

Según la Policía, el pequeño estaba semidesnudo, sin zapatos, en estado de desnutrición, con pediculosis (afectación de la piel por infestación de piojos) y con una enfermedad cutánea, por las nulas condiciones de aseo.

Gracias a la denuncia de una vecina, el niño pudo ser ubicado por carabineros que se percataron de que su madre, de nacionalidad peruana, se encontraba en total estado de ebriedad.

El capitán Diego Gajardo Buceta, jefe de la Subcomisaría de Chinchorro Norte, aseguró al diario norteño La Estrella de Arica que: "Carabineros de esta unidad llegó a verificar lo señalado por la denunciante, constatando el evidente estado de desnutrición del menor".

Además, carabineros logró verificar que el menor "se hallaba extrayendo (mamando) leche desde una ejemplar canina mestiza que había en el sector", añadió Gajardo.

El pequeño de dos años fue trasladado por la Policía hasta el Hospital Doctor Juan Noé de la ciudad de Arica y después de los análisis médicos, el menor fue internado en la unidad de pediatría por su estado de desnutrición.

En tanto, el Servicio Nacional de Menores (Sename) decidió que cuando se le extienda el alta médica al niño, este deberá ser trasladado a un hogar de la Corporación para la Nutrición Infantil (Conin) para continuar un tratamiento con el fin de mejorar su salud.

Su madre quedó citada para una audiencia preparatoria para confirmar o modificar la medida de prohibición de acercarse al niño dictada por el tribunal de Familia de esa ciudad.

Redacción: Leo.bo

Fuente: EFE

04 Septiembre 2015

Aylan Kurdi, el niño sirio-kurdo de tres años, cuya muerte durante el traslado en bote de Turquía a Grecia se han convertido en todo un símbolo de la tragedia de los refugiados de Oriente Medio, fue enterrado hoy en su ciudad natal de Kobane, en el norte de Siria, informó la prensa turca.

La familia Kurdi escapó de esa ciudad, sitiada durante meses por el grupo yihadista Estado Islámico, en un intento de emigrar a Canadá, donde vive una tía del pequeño.

Aylan, su hermano y su madre se encontraban entre los doce sirios que murieron ahogados en el mar Mediterráneo hace tres días, después de partir de la ciudad turística turca Bodrum.

Los cuerpos de Aylan, su hermano y su madre fueron trasladados a Estambul anoche por una compañía aérea turca y de allí trasladados a esta mañana a Sanliurfa, en el extremo sur de Turquía.

Luego fueron llevados a Suruc, una ciudad turca fronteriza con Kobane, bajo estrictas medidas de seguridad y acompañados por el padre, Abdullah Kurdi, que renunció continuar su viaje hasta Canadá, aun habiendo sido invitado oficialmente por las autoridades de ese país norteamericano.

Varios periodistas locales en Suruc informaron a EFE por teléfono que había oficiales del departamento turco de Inmigración y psicólogos acompañando al padre y vehículos policiales escoltaron el convoy hasta el paso fronterizo de Mursitpinar, donde los cuerpos abandonaron Turquía para seguir hasta Kobane.

El padre agradeció a las autoridades turcas su ayuda y declaró estar "muy triste", aunque se mostró incapaz de hablar más en esos momentos.

"Como padre que ha perdido a sus hijos, lo único que quiero es que se acabe este dolor y se acabe la guerra en Siria", manifestó.

Algunos diputados turcos de los principales partidos en la oposición, el Partido Republicano del Pueblo (CHP) y el Partido Democrático de los Pueblos (HDP), acudieron al entierro en Kobane, acompañando al convoy.

"El entierro se celebró en presencia de centenares de personas. Todo el mundo estaba triste y lloraba", afirmó Mustefa Ebdi, un periodista oriundo de la ciudad.

El padre del pequeño Aylan "está todavía en estado de shock", según Ebdi.

Durante la oración fúnebre de la familia afirmó: "Soy el único responsable de lo que ha ocurrido, no acuso a nadie", cuenta el periodista.

"Lo pagaré toda mi vida", añadió, según Ebdi.

Las tres víctimas fueron enterradas en el mausoleo dedicado a los "mártires de Kobane".

"También dijo 'mi hijo figura entre los muchos muertos (del conflicto). Hay que hallar una solución a la tragedia en Siria", contó Ebdi.

"¿De qué me sirve la solidaridad del mundo? He perdido lo que más quería", agregó Abdalá Shenu, según el periodista.

Redacción: Leo.bo

Fuente: EFE

03 Septiembre 2015

Sobrevivió a las bombas y a la guerra, pero no al mar ni a las barreras geográficas y legales que separan un Oriente Próximo en llamas de Europa. El niño sirio cuya fotografía se ha convertido en el símbolo del drama de los refugiados -con su diminuta camiseta roja y su pantalón azul, tendido sin vida en la turística playa turca de Ali Hoca Burnu, lamiéndole la cara las mismas olas del mar que lo mataron- ha sido identificado como Aylan Kurdi. Sólo tenía tres años. Su familia había intentado pedir asilo en Canadá, publica El País de España.

La barca hinchable en la que viajaban la familia de Aylan y otros refugiados sirios –un total de seis personas- partió en la noche del martes al miércoles de la península de Bodrum (suroeste de Turquía) con destino a la isla de Kos. Pero jamás llegó a su destino. Junto al pequeño sirio murió su hermano, Galib (de 5 años), su madre, Rihan Kurdi (de 35 años) y un joven de 18 años. Sólo dos personas, una de ellas el padre de la familia Kurdi, Abdullah, lograron ser rescatadas por los guardacostas turcos.

De acuerdo a los medios locales, los Kurdi habían escapado de Kobane, la ciudad kurdo-siria fronteriza con Turquía que, durante casi medio año, fue fieramente asediada por el Estado Islámico. Con todo, dos fuentes del gobierno cantonal de Kobane consultadas por este diario afirman que todavía no se ha podido confirmar su origen: “Estamos tratando de identificar a la familia, pero su apellido es muy genérico y, además de en Kobane, hay Kurdi en las zonas de Raqqa, Alepo y Homs”, aseguró a EL PAÍS el viceministro de Exteriores de Kobane, Idris Nassan. Otra fuente gubernamental explicó que “poco a poco” la mayoría de los refugiados que huyeron de Kobane “están regresando” después de que las milicias kurdas hayan asegurado su control sobre el terreno: “Pero hay algunos, que huyeron a Turquía antes del asedio del Estado Islámico, que sí quieren escapar a Europa, la mayoría habla de ir a Alemania”.

Al parecer este no era el destino preferido por los Kurdi, que habrían intentado obtener un visado para Canadá, según la prensa de ese país. En unas declaraciones citadas por el diario Ottawa Citizen, la tía del pequeño Aylan, Teema Kurdi, residente en Vancouver desde hace más de 20 años, explicó que la Oficina de Ciudadanía e Inmigración de Canadá rechazó la petición de asilo que sus parientes habían solicitado en una representación consular canadiense en Turquía.

“Yo estaba intentando patrocinarles, y mis amigos y mis vecinos me ayudaron con los depósitos bancarios, pero no pudimos conseguir sacarlos y por eso se subieron en un bote”, ha precisado la tía en el diario canadiense. “Yo incluso les pagaba el alquiler en Turquía, pero es horrible el modo en que tratan a los sirios allí”, ha añadido.

Aylan y Galib no fueron los únicos niños que fallecieron esa fatídica noche. Otra embarcación naufragó mientras seguían la misma ruta que el bote de los Kurdi. Ocho personas murieron, entre ellas una bebé de 9 meses, dos gemelos de año y medio y dos hermanos de 9 y 11 años. En esta barca, con capacidad para 10 ocupantes, viajaban 17 refugiados sirios por lo que se cree que fue el exceso de peso lo que hundió el bote. Sólo siete personas sobrevivieron y dos aún no han sido halladas, aunque un oficial de la Armada turca citado por Reuters reconoció que apenas hay esperanza de que encontrar con vida a los desaparecidos. Uno de los supervivientes, entrevistado por la agencia turca DHA, afirmó que habían pagado 2.050 euros por cabeza a los traficantes que organizaron el viaje de la costa turca a la isla griega de Kos.

Prácticamente todos los medios turcos llevan hoy en su portada la foto del pequeño Aylan Kurdi con grandes titulares en que se acusa a la comunidad internacional de permanecer impasible al drama migratorio que se vive en el Egeo. “En 2015, el número de refugiados sirios en Turquía ha alcanzado los 2 millones; en Líbano, con una población de 4,5 millones, hay 1,1 millones –escribe Celal Özcan en el diario Hürriyet-. Los 28 países de la Unión Europea, que se encuentran entre los más ricos del mundo, han recibido 338.000 refugiados en los primeros siete meses de este año. La UE, que ha celebrado cumbre tras cumbre para tratar de rescatar a Grecia de la bancarrota, es en cambio incapaz de ponerse de acuerdo sobre los refugiados”.

Redacción: Leo.bo

Fuente: Elpais.es

03 Septiembre 2015

Aylan y Galip Kurdi, de tres y cinco años respectivamente, se subieron junto a sus padres, Rehan y Abdullah, a un bote para cuatro personas junto a otros once pasajeros desesperados por viajar desde Turquía hacia Grecia. Rehan y Abdullah querían que el futuro de esos dos chicos estuviera lejos de la guerra civil y el horror de Estado Islámico en Siria, su país natal, después de intentar refugiarse sin éxito en Canadá. Momentos después, esa embarcación naufragó. De esa familia de cuatro, solo el padre sobrevivió.

"Mi mujer y dos chicos están muertos", le dijo, pasmado, Abdullah a su cuñada, que comenzó a correr la voz entre la familia de origen kurdo, dispersa en distintas partes del mundo, antes de ver al pequeño Aylan convertido en un símbolo del drama de la crisis migratoria.

Ahora Abdullah solo desea volver a Kobane, en Siria, para enterrar a su esposa e hijos y ser enterrado junto a ellos, según contó al diario canadiense National Post su hermana Teema Kurdi, que esperaba a la familia en Canadá, y quien recibió las noticias de parte de su cuñada Ghuson Kurdi, la mujer de otro de sus hermanos, Mohammad.

Teema, que vive en Canadá hace 20 años, donde ahora trabaja como peluquera en Vancouver, mencionó que Abdullah, Rehan, Aylan y Galip Kurdi habían pedido refugio en Canadá. Sin embargo, la solicitud había sido rechazada en junio pasado, alegando complicaciones en las aplicaciones de refugio que llegaban de los sirios kurdos en Turquía, a quienes la ONU no registra como refugiados y el gobierno turco no les da visa para salir del país.

"Yo quería patrocinarlos, y tengo a mis amigos y a mis vecinos que me ayudaron con los depósitos bancarios, pero no pudimos sacarlos, y por eso se fueron en ese bote. Incluso yo les pagaba el alquiler en Turquía, pero es horrible el modo en que tratan a los sirios allá", dijo Teema.

Ayer, doce personas -presuntamente sirias y entre ellas cinco chicos y una mujer- murieron después del naufragio de dos botes que habían zarpado desde Akyarlar, en la península de Bodrum, Turquía, hacia la isla griega de Kos. En uno de ellos estaba la familia Kurdi.

Las brutales imágenes de un rescatista turco cargando por una playa el cuerpo de Aylan estremecieron al mundo y llevaron a la tapa de los diarios la crisis migratoria por la que miles de personas que escapan de la guerra y la pobreza en la búsqueda de esperanza.

Redacción: Leo.bo

Fuente: GDA

03 Septiembre 2015

Con solo seis años Dominick Andújar salvó a su hermana mayor de la agresión de un violador que irrumpió en su casa. Pero el precio que tuvo que pagar el niño por su hazaña fue muy alto: el agresor le quitó la vida cortándole la garganta con un cuchillo.

El asesino y violador vivía cerca de la casa de sus víctimas en Camden (New Jersey, EE.UU.) y eligió el momento perfecto para el ataque: los niños estaban solos en casa, ya que su madre divorciada estaba en un hospital. La tragedia pasó hace dos años, pero ahora acaban de sentenciar a Osvaldo Rivera a 110 años de prisión, informa 'Mirror'.

 El agresor irrumpió en la vivienda y encontró a Amber, de 12 años, dormida en la sala. Era el día de su cumpleaños. El delincuente cogió un cuchillo de la cocina y, amenazando a la preadolescente, empezó a abusar de ella sexualmente. Los gritos desesperados de Amber despertaron a su hermano pequeño, que salió de su cuarto y al ver la escena no se lo pensó ni un segundo y arremetió contra el agresor.

El violador se sintió 'amenazado' y tras cortarle la garganta a Amber hizo lo mismo con su hermano pequeño y abandonó la casa. Dominick no sobrevivió, pero su hermana sí lo hizo y salió a la calle ensangrentada para buscar ayuda. Los vecinos llamaron a la Policía. Pocos días después de la tragedia una de las maestras de Dominick entregó a su madre el diario del niño, donde había escrito las frases: "Soy un superhéroe. Salvo vidas".

Amber tuvo que someterse a dos operaciones y a un largo período de rehabilitación para regresar a su vida normal, aunque nunca ha vuelto a ser la misma después de perder a su "pequeño héroe", como llama a su hermano, que dio su vida para protegerla. Son las mismas palabras que actualmente la adolescente lleva tatuadas en un brazo. En el juicio Amber tuvo que enfrentarse a su agresor para identificarle. Su madre declaró que quería que "este animal sufriera" como lo hizo su hijo en su propia casa.

Redacción: Leo.bo

Fuente: AP

25 Agosto 2015

Un niño de 12 años que sostenía un vaso con líquido tropezó sobre un cuadro de 350 años de antigüedad causándole un daño permanente, informó el diario británico The Guardian. El hecho ocurrió en Taipei, Taiwán, durante una exhibición artística llamada "El Rostro de Leonardo: imágenes de un genio".

Entre las obras estaba una llamada "Flores", valuada en un millón y medio de dólares, según los curadores de la muestra. Fue pintada por el artista italiano Paolo Porpora, una de las pocas que el autor firmó. Fue creada en 1660, según los registros que figuran en Web Gallery of Art.

El niño, quien era parte de un contingente de turistas, sostenía un vaso de bebida, portaba pantalones deportivos cortos y una remera celeste. Mirando hacia otro lado, tropieza contra una tarima que protegía al cuadro de Porpora y para evitar caer, se apoya abruptamente contra la pintura.

Al ver lo que había hecho, el pequeño mira alrededor par observar si alguien había visto lo ocurrido. A los pocos segundos, una mujer se le acerca y juntos se dirigen a otro lugar a informar lo sucedido. El momento fue captado por las cámaras de seguridad del lugar. Una vez hecha pública, la grabación se viralizó en las redes sociales.

"La parte inferior del cuadro está dañanada. La mano del niño hizo contacto con la pintura y dejó un agujero del tamaño de un puño", señaló Sun Chi-Hsuan, responsable de la exhibición a los medios. La muestra cuenta con 55 pinturas de alrededor del mundo, entre las cuales figuran algunas de Leonardo Da Vinci.

"Todas las 55 pinturas son piezas auténticas y son muy raras y preciosas. Una vez que esos trabajos son dañados, son dañados para siempre", señaló un post escrito en el sitio de Facebook de la muestra taiwanesa. Porpora nació en Nápoles, pero vivió la mayor parte de su vida en Roma. Fue uno de los máximos exponentes italianos de la pintura barroca. A menudo realizaba obras que reflejaban en su mayoría flores y frutas.

La organización de la muestra señalaron que no responsabilizarán al niño por lo sucedido y que no le harán pagar la restauración de la obra. No vieron intención en el hecho y señalaron que estaba muy nervioso al momento de explicar lo sucedido.

Redacción: Leo.bo

Fuente: Tvnws

17 Agosto 2015

Un niño francés de 6 años que nació sin la mano derecha se convierte este lunes en la primera persona de este país que utilizará una prótesis realizada con una impresora de tres dimensiones (3D) de un costo de sólo unas decenas de euros.

Maxence va a recibir la mano ortopédica fabricada en el taller parisino del empresario informático Thierry Oquidam con un tipo de plástico similar al utilizado en los juguetes Lego y no le costará nada a sus padres, que han pasado para conseguirla por una red filantrópica de origen estadounidense, Enabling the Future.

"En realidad no es en absoluto una prótesis médica puesto que no tiene nada de las tecnologías de las últimas prótesis eléctricas" sino "una prótesis únicamente mecánica que funciona" con la parte móvil del brazo al que está ensamblada gracias a un velcro, explicó Virginie Contegal, la madre de Maxence, en declaraciones a la emisora "France Info".

Esos movimientos permitirán abrir y cerrar la mano artificial, cuyos colores han sido elegidos por el propio niño que vive en la localidad de Cessieu, en el departamento de Isère quien, al ser preguntado por "BFM TV" sobre qué espera hacer con ella, contestó -un poco intimidado-: "voy a jugar".

Maxence no podrá llevar a cabo gestos complejos, como los imprescindibles para atarse los cordones de los zapatos, pero sí abrir y cerrar los dedos.

Oquidam, por su parte, contó que ha ya fabricado cuatro manos para otras tantas personas en Inglaterra y Bélgica, y que tres de ellas eran niñas.

La impresora 3D (una Prusa 13) la compró el verano pasado por unos 500 euros y la realización de una prótesis de este tipo cuesta entre 50 y 200 euros.

Así, -destacó el fabricante- "son aparatos que pueden romperse y repararse. Es perfecto para niños" porque no hay problemas para sustituirlas cada poco tiempo conforme avanza el crecimiento o cuando se cae de forma fortuita y se fractura.

Para llegar hasta el producto final, primero descargó por internet gratuitamente el modelo elegido para luego imprimir las piezas, capa por capa, en un proceso que se prolonga durante unas 24 horas.

A continuación hay que ajustarlas con tornillos y montar el resto del mecanismo, para lo que también se utilizan gomas e hilos, una fase que dura de tres a cuatro horas.

Redacción: Leo.bo

Fuente: EFE

Últimas Noticias

Prev Next

Senadora pide a la Fiscalía retirar acus…

Senadora pide a la Fiscalía retirar acusaciones del caso terrorismo contra cruceños

La senadora Carmen Eva Gonzales presentó este viernes un memorial en la Fiscalía General del...

Aprehenden a exasambleísta del MAS Lucio…

Aprehenden a exasambleísta del MAS Lucio Vedia

El exasambleísta por el Movimiento Al Socialismo (MAS) Lucio Vedia fue aprehendido por la Fuerza...

Gobierno recuerda a Evo Morales que no d…

Gobierno recuerda a Evo Morales que no debe hacer política desde Argentina

Las advertencias a Evo Morales de no hacer política desde su refugio político en Argentina...