Santa Cruz de la Sierra
17 Septiembre 2019

Gatos y perros hacen muchas cosas raras.

¿Cuántas veces me habrán preguntado por qué comen hierba, a veces para vomitar unos minutos más tarde?

Un falso mito dice que lo hacen para purgarse, pero no es así.

¿O acaso sus mascotas siempre vomitan después de comerla? ¿Y por qué no suelen mostrar síntomas de encontrarse mal antes?

Simplemente, porque la purga no siempre es una explicación válida.

Veamos qué se sabe realmente sobre por qué perros y gatos comen plantas y si es bueno o no permitirlo.

Empezaré por los gatos.

Un hábito común

La mayoría de los dueños de gatos (si es que alguien es verdaderamente capaz de adueñarse de un animal tan independiente) te dirán que si Micifúz zampa un poco de hierba y luego vomita, es que está teniendo problemas estomacales y lo hace para purgarse.

Eso no es necesariamente cierto. En realidad, los gatos, esas mascotas tan sigilosas a las que nunca vemos satisfacer sus necesidades fisiológicas, comen hierba todo el tiempo.

Sus dueños solo se dan cuenta de esa práctica cuando encuentran vómitos verduzcos en el suelo.

Investigadores de la Facultad de Veterinaria de la Universidad de California en Davis (EE.UU.) prepararon un trabajo de investigación cuyo protocolo consistía en que más de mil dueños de gatos (el único requisito era que los felinos tuvieran acceso a un jardín) pasaran al menos tres horas al día observando el comportamiento de su mascota.

Como muchos propietarios de felinos sospechaban, comer hierba es un hábito extremadamente común: el 71% de los animales lo hicieron al menos seis veces en el período de observación y el 61% más de diez veces.

Solo un 11% no mostró prácticas vegetarianas.

Mientras que el 39% de los gatos jóvenes (tres años o menos) comía plantas todos los días, solo el 27% de los mayores de cuatro lo hacía.

¿Cómo se explican los vómitos?

En cuanto a los vómitos, el número de gatos mayores que vomitaba después de ingerir hierba (30%) casi triplicaba al de jóvenes (11%).

Los científicos descartaron otra suposición común: que comer hierba ayuda a los gatos a expulsar bolas de pelo.

En una ponencia presentada en el Congreso de la Sociedad Internacional de Etología Aplicada celebrado en Bergen (Noruega) entre el 5 y el 9 del pasado mes de agosto, los investigadores concluyeron que el vómito es simplemente una consecuencia ocasional de comer hierba y no el objetivo.

Comer plantas es instintivo y hacerlo supone (o al menos suponía) un beneficio evolutivo para los felinos.

Numerosas investigaciones realizadas en carnívoros salvajes han demostrado que comen habitualmente plantas, como se puede comprobar observando los restos vegetales sin digerir que aparecen en sus excrementos.

Estudios sobre primates revelan que la ingesta de plantas no digeribles purga el sistema intestinal de parásitos helmínticos.

Dado que prácticamente todos los carnívoros salvajes sufren una carga de parásitos intestinales, el consumo regular e instintivo de plantas tendría un papel adaptativo para mantener una carga tolerable de parásitos en su sistema digestivo, independientemente de que el animal detecte o no los parásitos.

Basándose en investigaciones realizadas en animales salvajes, la hipótesis de los investigadores es que, aunque los mimados gatos caseros de hoy probablemente ya no tengan esos parásitos, la ingesta de hierba es una estrategia innata que probablemente evolucionó por primera vez en un ancestro salvaje (desde 2017, gracias a un trabajo de investigación publicado en Nature, sabemos que todos los gatos tienen un ancestro común) para aumentar la actividad muscular en el tracto digestivo y ayudarlos a expulsar los parásitos intestinales.

La investigación también respalda la hipótesis de que los animales jóvenes aprenden a comer plantas de los adultos.

¿Y los perros?

Esa conclusión refleja lo que el autor principal de la ponencia, Benjamin L. Hart, encontró en un estudio similar publicado en 2008 que analizaba la frecuencia del consumo de plantas en perros.

En esa investigación, el equipo también descubrió que los perros rara vez presentaban enfermedades antes de comer hierba y que el vómito era una consecuencia relativamente rara de comerla.

Además, la investigación también concluyó que la frecuencia de ingerirla no estaba relacionada con la dieta del perro o con la cantidad de fibra que engullía, lo que sugiere que no estaban tratando de compensar alguna deficiencia dietética.

Perro come hierba.Getty Images Los expertos aseguran que cuando un perro ingiere hierba no es porque esté tratando de compensar deficiencias dietéticas.

En ambos casos, Hart y su equipo plantean la hipótesis de que los animales más jóvenes comen más hierba porque su sistema inmunológico no es tan bueno para mantener a raya a los parásitos, y porque el estrés nutricional es más perjudicial para los animales en crecimiento que para los perros y gatos adultos.

También señalan que los gatos parecen comer menos hierba que los perros, lo que podría deberse bien a que las infecciones parasitarias eran menos frecuentes entre las especies ancestrales felinas, bien a que el hábito gatuno de enterrar sus heces y evitar las de los demás reduce la propagación de parásitos en comparación con los perros, que son muy aficionados a meter el hocico en asuntos ajenos.

El resultado es que comer hierba no es una señal reveladora de que un animal esté enfermo y, lo que es más importante, es un comportamiento instintivo que incluso el propietario más diligente no podrá impedir.

La mejor solución, sugiere el equipo de investigación, es asegurarse de que los gatos de interior (a los perros siempre hay que sacarlos) tengan asegurado un suministro regular de plantas no tóxicas para masticar.

Redacción: Leo.com      

Fuente: BBCMundo

 

                                   

  

 

06 Septiembre 2019

El pasado 23 de agosto, en un pequeño poblado de Ucrania, una mujer que solo ha sido identificada como María, de 48 años, cansada de un vida llena de maltratos y abusos por parte de su esposo, decidió acabar con su vida y hacer un acto sumamente cruel a manera de venganza.

Resulta ser que ese día, su esposo llegó a casa tras haber trabajado en el turno nocturno. Se durmió y fue entonces cuando María aprovechó para estrangularlo con sus propias manos hasta matarlo; luego, con una hacha,  lo decapitó, y aunque pensaba desmembrarlo por completo, solo alcanzó a cortarle el pene y los testículos pues comenzó a sentir náuseas, y se los dio a comer a los perros.

Manchada toda de sangre, la mujer salió a la calle a pedir ayuda y solo una de sus vecinas atendió su llamado. Fue a ella a quien le confesó su crimen.

La mujer fue detenida y llevada ante las autoridades. Los vecinos aseguran que en muchas ocasiones vieron como su esposo la golpeó e incluso, la perseguía con un hacha; sin embargo, la mujer nunca denunció los hechos.

Redacción: Leo.com      

Fuente: Agencias

  

31 Agosto 2016

Tener un perro mejora la salud y reduce el estrés, además de proporcionar ventajas sociales, y ahora un nuevo estudio publicado en la revista Science revela que no perdemos el tiempo hablándoles como si nos entendieran.

No nos entienden como lo haría un ser humano, pero sus cerebros procesan la información de modo semejante, sobre todo si se trata de elogios.

Lo que pasa en su cerebro

Los perros han evolucionado de los lobos (los lobos grises son sus parientes vivos más próximos), y empezaron a acompañar a los seres humanos hace 12.000 años. En la actualidad existen casi 400 razas de perros domésticos, pero todos pertenecen a la misma especie: Canis familiaris. Sus cerebros, pues, se han ido adaptando a nosotros hasta el punto de que les parece importar lo que les decimos y cómo se lo decimos.

Es lo que sugiere el primer estudio que analiza el trasfondo neuronal de este proceso en los perros, que ha sido llevado a cabo por el grupo de investigación de Etología Comparada MTA-ELTE de la Eötvös Loránd University en Budapest (Hungría) sometiendo a un grupo de perros a resonancia magnética cerebral. De este modo, los perros, como las personas, utilizan el hemisferio izquierdo para comprender el vocabulario de las palabras y una región del hemisferio derecho para la entonación. Tal y como lo explica Anna Gábor, una de las autoras del trabajo:

Los perros pueden aprender las palabras que son relevantes para ellos y a menudo usadas por sus dueños para dirigirse a ellos. Las palabras para felicitarles son un ejemplo.

Son los elogios los que activan el sistema de recompensa del perro (la región cerebral que responde a todo tipo de estímulos placenteros como la comida, el sexo, o las caricias) y solo tiene lugar esto cuando palabras y entonación de elogio concuerdan.

Redacción: Leo.com.bo

 

Fuente: Tvnws

14 Julio 2016

Robert Kugler y su mejor amiga, una labrador chocolate llamada Bella, empendieron un viaje desde la ciudad donde viven, Broken Bow, en Nebraska. La historia conmovió a la redes sociales.

Las mascotas despiertan amores más allá del entendimiento. La historia de Robert Kugler y su mejor amiga, una labrador chocolate de tres patas llamada Bella, lo muestra con creces.

Kugler se enteró el año pasado que Bella estaba muriendo de cáncer. El muchacho la adoptó cuando era una cachorrita nueve años atrás y no estaba preparado para dejarla ir.

"Esta es una de las más grandes conexiones que he tenido con algo viviente. No me importa que sea una mascota", contó Kugler, quien es oriundo de Broken Bow, Nebraska.

"No quería que ella ya no estuviera un día que no regresara a casa", añadió el joven, quien decidió comenzar con Bella el viaje de su vida. Kugler es veterano de la Marina por lo que fueron a Chicago en noviembre pasado al Baile del Cuerpo de la Marina.

Sus redes sociales -Twitter, Facebook e Instagram- documentaron sus viajes mientras se dirigían de ahí a puntos en el este y sur. Bella posando frente a un mural en Detroit, ser acariciada por algunos compañeros del Ejército de Salvación en Bowling Green, Kentucky, ver el atardecer sobre el Lago Erie.

La historia resultó tan conmovedora que se multiplicó en las redes sociales, aún cuando el viaje no terminó.

Redacción Leo.com.bo

Fuente: La Capital

14 Abril 2016

El dispositivo creado por un equipo de argentinos se coloca sobre la cabeza del animal. La cámara se activa cuando el perro mueve la cola como muestra de felicidad y las publica en Facebook.

Un equipo de creativos argentinos desarrolló en Madrid un dispositivo que captura en imágenes todos los momentos y lugares que hacen feliz a un perro. El aparato está compuesto de un sensor y una cámara que dispara fotos cuando la cola del animal manifiesta felicidad y alegría, y las sube automáticamente a las redes sociales.

"The posting tail" fue creado por Maxi Itzkoff, Mariano Serkin, Ezequiel De Luca y Nicolás Diaco, prestigiosos creativos de la agencia Saatchi & Saatchi. Se trata de un dispositivo que le permite al perro compartir las cosas que más le gustan en las redes sociales sin la intervención de ningún humano.

"Cuando un perro ve algo que le gusta mueve la cola de manera particular. Un acelerómetro detecta este movimiento y envía una señal a la cámara y esta saca una fotografía que se sube automáticamente a las redes sociales del perro", explicaron Diaco y De Luca, directores creativos a Infobae.

Ambos acalraron que no se trata de una simple cámara, sino que "el dispositivo es capaz de distinguir un movimiento de cola casual a uno de felicidad, gracias a un procesador Raspberry con capacidad de aprendizaje automático. También incluye un GPS para saber en qué lugares el perro es más feliz".

"Gracias a este invento, la cola del perro se convierte en un gran generador de data que nos permite entender las cosas que más le gustan: los lugares, juguetes, personas y, por supuesto, la comida. Sabiendo eso, le podremos proporcionar a nuestra mascota más momentos felices al mismo tiempo que le permite interactuar y participar en redes sociales, como cualquier otro amigo", explicaron.

Redacción Leo.bo

Fuente: La Capital

18 Enero 2016

El presidente argentino sorprendió ayer al publicar en su muro de la red social Facebook una foto en la que se ve a su perro, llamado “Balcarce”, subido al sillón presidencial.

El presidente de Argentina, Mauricio Macri, sorprendió ayer al publicar en su muro de la red social Facebook una foto en la que se ve a su perro, llamado “Balcarce”, subido al sillón presidencial, y destacar que “es el primero en la historia argentina que llega a ese lugar”.

“Los otros días, Balca estuvo en La Rosada y se sentó en el famoso sillón presidencial. Es el primer perro de la historia argentina que llega a ese lugar. Estamos muy orgullosos de él”, escribió el mandatario.

Macri recordó que “Balcarce es el perrito que adoptamos de cachorrito en junio del año pasado” y que lo acompañó “en varios momentos de la campaña presidencial”. “Desde entonces, se convirtió en el perrito del PRO, pero también en un símbolo del respeto que tenemos por los animales”, agregó.

Desde que fue adoptado, Balcarce se convirtió en una especie de mascota del PRO, y hasta tiene su propia cuenta en Twitter, donde escribe, opina y sube fotos para los más de 12.500 seguidores.

Redacción Leo.bo

Fuente: La Capital

28 Diciembre 2015

Una perra policía que murió en una redada tras los atentados de París será condecorada por una fundación británica para animales con una medalla póstuma por su valentía.

Diesel, de raza pastor belga, murió en noviembre durante una redada lanzada por la policía francesa en Saint-Denis, en el que perdió la vida el presunto cerebro de los ataques del 13 de noviembre en la capital francesa.

El hashtag #JeSuisChien (yo soy perro) que se utilizó en las redes sociales tras la noticia de la muerte de Diesel se convirtió en trending topic en Twitter.

Diesel, que murió a los siete años, recibirá la medalla Dickin de la fundación inglesa Dispensario para los Animales Enfermos (PDSA, por sus siglas en inglés), descrita como un “honor supremo por su valentía”.

Esta medalla fue creada en 1943. Entre los ganadores anteriores figuran palomas que llevaron mensajes a las líneas del frente en la Segunda Guerra Mundial y perros militares que detectaron con su olfato bombas de los talibanes en Afganistán.

“Como guardianes del programa de premios para animales más prestigioso del mundo, recibimos muchos mensajes de personas para que reconociéramos su heroísmo”, dijo el director general de PDSA Jan McLoughlin.

“La medalla Dickin PDSA reconoce la devoción en el deber en el teatro de los conflictos y Diesel lo merece realmente”, añadió.

La ceremonia oficial tendrá lugar el próximo año.

Redacción Leo.bo

Fuente: AFP

22 Octubre 2015

El sensor "Dubbed TailTalk" se coloca en la cola de la mascota y envía los datos a través de Bluetooth al smartphone. En este debe estar cargada la app que permite traducir esos datos en mensajes escritos que expresan qué sentimiento domina a la mascota en ese momento.

Según los fabricantes, un meneo hacia la izquierda sugiere agresividad, mientras que hacia la derecha, transmite alegría.

La velocidad del movimiento de la cola indica qué tan entusiasmado está el perro y la amplitud de cada meneo también puede revelar su estado emocional.

La idea de los creadores es que los dueños aprendan a descifrar el estado de ánimo de sus animales para que puedan entender sus reacciones y cómo tratarlos en cada momento.

"La manera en que un perro mueve su cola dice mucho sobre cómo se siente", afirma la venta de los fabricantes de este producto, que le proponen a los dueños de mascotas que tomen notas históricas de los "altos y bajos" de sus animales a lo largo del día.

Si bien la mayoría de los movimientos pueden ser fácilmente observados por los humanos, muchas veces los perros están en lugares alejados o fuera de la vista. Por eso, los mensajes pueden alertar sobre qué le está pasando a la mascota en todo momento.

"Básicamente, combina un acelerómetro con un giróscopo, como hace un fitbit (los monitores de actividad tan usados en el fitness), pero basado en la manera en que se mueve la cola del animal", explicó Mike Karp, cofundador de DogStar Life, la compañía fabricante que inventó este gadget.

"La idea es capitalizar el desarrollo que se llevó adelante en los últimos dos o tres años en los estudios sobre movimientos de las colas, y traducir eso en emociones", dice el empresario.

Redacción: Leo.bo

Fuente. Tvnws

Últimas Noticias

Prev Next

Hay un aprehendido Guardia frustra viole…

Hay un aprehendido Guardia frustra violento atraco a joyería Carrasco

Un guardia de seguridad resultó gravemente herido tras enfrentar a tres delincuentes armados que ingresaron...

Pide a Juventudes del MAS aunar esfuerzo…

Pide a Juventudes del MAS aunar esfuerzos Evo Morales apunta a tener 70% de los votos

El presidente Evo Morales aseguró ayer que el próximo 20 de octubre ganará las elecciones...

Lucha contra los focos de calor continúa…

Lucha contra los focos de calor continúa Vientos no dejan apagar los incendios en Tarija

El responsable de la Unidad de Gestión de Riesgos de la Alcaldía de Tarija, Boris...